Nuevos Comienzos

Pastor Miguel E. Arrázola

Dios es un Dios de orden, pero no debemos acostumbrarnos a un horario establecido, cuando el fluir del Espíritu Santo está presente no hay que detenerlo. Él trae sanidad a tu vida no solo para que continúes con tu ritmo, sino para que recibas de sus bendiciones. La restitución que Él trae a tu vida cuando te sana es completa, aunque muchos te hayan rechazado, o hacerte sentir sin valor, Dios en su perfecto amor te devuelve ese valor y esa honra, pero está en ti permanecer fiel en su camino y no dejar caer la corona que ha puesto sobre ti.

Cuando Dios comienza algo en ti lo termina, si tu milagro inició hoy, Él no deja nada a medias, Él te sana completamente. Hoy El Señor nos sorprende una vez más al mostrarnos el testimonio de una Joven que venía con el deseo de atentar contra su propia vida y al llegar al servicio, desde la primera alabanza que inició pudo sentir ese cambio en su vida. Porque ninguno de los que estamos en la tierra somos un accidente, pues vinimos por el propósito que Dios ha determinado para nuestra vida. No importa si te han pisoteado, si te han querido dañar, tu valor sigue siendo el mismo, y no morirás sino que vivirás para contar las maravillas del Señor.

Cuando Dios habla hay que escucharle, si Dios te dio una palabra aunque parezca tonta a los ojos de los hombres, agradécela cúmplela y celebrarla. Si en el partido de tu vida sientes que estás perdiendo, Dios hoy te dice que no ha llegado el minuto final. Este es un año de nuevos comienzos, y el diablo quería celebrar tu derrota, pero Dios trae la victoria a tu vida y de ta un año de borrón y cuenta nueva. Después del séptimo día de la semana viene el primero, el 2017 quedó atrás, este 2018 es nuestro primer año, en el que Dios traerá libertad a cada área que estaba atada en tu vida.

Isaías 43:19 (TLA)
Yo voy a hacer algo nuevo,
y ya he empezado a hacerlo.
Estoy abriendo un camino en el desierto
y haré brotar ríos en la tierra seca.

Dios no se mueve en el tiempo porque el es el Alfa y la Omega, principio y fin, para Él no hay tiempo. Lo que pasa es que muchas veces nos desesperamos pensando que no veremos lo que estamos creyendo, pero tienes que entender que no es en tu tiempo sino en el de Dios.
Mientras Dios hace lo nuevo, camina en el camino que se te ha dado y podrás ver lo nuevo y fresco que él hará en tu vida porque este es un año de nuevos comienzos. Hay personas que están mas atadas al pasado que a las promesas de Dios, hablan de sus problemas como si fuera su mejor amigo, hablan de la persona que los dejó hace tiempo, el dolor que los acongoja, pero lo que pasó ayer ya es pasado, si te decepcionaron ayer, da gracias hoy porque mañana vendrá lo nuevo y lo fresco de parte de Dios.
Para ver las promesas cumplidas te tienes que desatar de tu pasado. En la tierra te defraudan, hay decepciones, pero nosotros no vivimos ni servimos para personas sino para Dios, y si alguien nos deja o nos hace mal, tenemos nuestra confianza en Dios que nos sana y restaura. Así que enfócate en lo que Dios tiene para tu vida. Todo el tiempo tenemos que pensar en que algo bueno nos va a pasar, deja tu pasado y aférrate a las promesas de Dios.

Detueronomio 28:1-14(RV60)
1 Acontecerá que si oyeres atentamente la voz de Jehová tu Dios, para guardar y poner por obra todos sus mandamientos que yo te prescribo hoy, también Jehová tu Dios te exaltará sobre todas las naciones de la tierra.
2 Y vendrán sobre ti todas estas bendiciones, y te alcanzarán, si oyeres la voz de Jehová tu Dios.
3 Bendito serás tú en la ciudad, y bendito tú en el campo.
4 Bendito el fruto de tu vientre, el fruto de tu tierra, el fruto de tus bestias, la cría de tus vacas y los rebaños de tus ovejas.
5 Benditas serán tu canasta y tu artesa de amasar.
6 Bendito serás en tu entrar, y bendito en tu salir.
7 Jehová derrotará a tus enemigos que se levantaren contra ti; por un camino saldrán contra ti, y por siete caminos huirán de delante de ti.
8 Jehová te enviará su bendición sobre tus graneros, y sobre todo aquello en que pusieres tu mano; y te bendecirá en la tierra que Jehová tu Dios te da.
9 Te confirmará Jehová por pueblo santo suyo, como te lo ha jurado, cuando guardares los mandamientos de Jehová tu Dios, y anduvieres en sus caminos.
10 Y verán todos los pueblos de la tierra que el nombre de Jehová es invocado sobre ti, y te temerán.
11 Y te hará Jehová sobreabundar en bienes, en el fruto de tu vientre, en el fruto de tu bestia, y en el fruto de tu tierra, en el país que Jehová juró a tus padres que te había de dar.
12 Te abrirá Jehová su buen tesoro, el cielo, para enviar la lluvia a tu tierra en su tiempo, y para bendecir toda obra de tus manos. Y prestarás a muchas naciones, y tú no pedirás prestado.
13 Te pondrá Jehová por cabeza, y no por cola; y estarás encima solamente, y no estarás debajo, si obedecieres los mandamientos de Jehová tu Dios, que yo te ordeno hoy, para que los guardes y cumplas,
14 y si no te apartares de todas las palabras que yo te mando hoy, ni a diestra ni a siniestra, para ir tras dioses ajenos y servirles.

Tu vida fue una vida de derrota y fracaso porque no estabas en el camino de Dios, pero tus generaciones serán bendecidas a causa tuya por caminar en obediencia al Señor. Así que no declares palabras negativas sobre ti, sino empieza a hablar la palabra de Dios.

Tu peso es la realidad de lo que eres, si lo llevemos al contexto de compras, el peso de los productos es lo que determinará su valor; así mismo si lo contextualizas en tu vida, el peso que sentiste por ataques, desilusiones que te acontecieron, quiere decir que tu valor es grande en el Reino. Porque el peso espiritual que sientes determina el valor de lo que eres.

Mucha gente le tiene miedo a los gigantes, pero la realidad, es que estos te recuerdan que vas por buen camino, pues sino lo estuviese, no hubiese gigantes que te quisieran impedir a llegar a tu tierra prometida. Cuando te encuentres con problemas, no retrocedas, sigue adelante porque estos dictaminan que vas por un buen camino.

No importa cuantos te desilusionaron, quienes te abandonaron, te rechazaron, tu valor sigue siendo el mismo, eres el hijo(a) del Rey de Reyes y Señor de Señores. Alégrate siempre en el camino, deja de hablar derrota, deja de hablar lo que ves, y comienza hablar aquello que no ves para que pueda suceder. Hay personas que Dios está preparando este año para que te bendigan.

No tires a la basura lo que tienes, no rechaces, no critiques, no reniegues lo que tienes ahora, porque puede ser el impulso de lo nuevo que Dios trae para tu vida. Lo mejor, lo nuevo y lo fresco viene para ti. No es el lugar donde naciste, es quién te puso ahí, no es de donde eres es quien te ha escogido, Dios en un momento puede cambiarlo todo, y lo que nadie creía de ti, van a creer ahora, por el milagro que está a punto de hacer contigo.

Lo que parecía acabado, Dios es capaz de levantarlo, no importa cuantos errores hayas cometido, cuando estos hicieron que cayeras no trancaste el plan de Dios, solo lo desacelerarse. Este año alineate una vez mas a El y su gracia te impulsará a ver todas sus promesas, todo el plan cumlido en tu vida, porque este es el año de nuevos comienzos.
Para terminar, tres puntos importantes:

Cuida tu promesa, creerla, atesorala y celebrala.

Lucas 1:38 -42 (NTV)
María respondió:
—Soy la sierva del Señor. Que se cumpla todo lo que has dicho acerca de mí.
Y el ángel la dejó.
María visita a Elisabet
39 Pocos días después, María fue de prisa a la zona montañosa de Judea, al pueblo 40 donde vivía Zacarías. Entró en la casa y saludó a Elisabet. 41 Al escuchar el saludo de María, el bebé de Elisabet saltó en su vientre y Elisabet se llenó del Espíritu Santo.
42 Elisabet dio un grito de alegría y le exclamó a María:
—Dios te ha bendecido más que a todas las mujeres, y tu hijo es bendito.

Cuando tu tienes una palabra debes tener una actitud de adoración, pero tambien dad gracias. Tu no tienes que estar diciéndole a todo el mundo un sueño que Dios te ha dado, porque muchas veces tienes la posibilidad de ser como José, que fue vendido y después vio cumplida su promesa, o como María que recibió la palabra, la atesoró y la vio cumplida. Las promesas son en privado, pero los milagros siempre son en púbico. Hoy decide ser los que dudan y quedan mudos, o los que creen y dan gracias al Señor.

Cuidar la promesa no es solo mientras sucede, muchas veces Dios te da un milagro y lo des cuidas, y por descuidarlo lo pierdes, porque los milagros de Dios no son a medias, si El te quita algo es para darte lo mejor.
No sueltes el timón porque pierdes tu dirección.

Santiago 3:7-12 (NTV)

El ser humano puede domar toda clase de animales, aves, reptiles y peces, 8 pero nadie puede domar la lengua. Es maligna e incansable, llena de veneno mortal. 9 A veces alaba a nuestro Señor y Padre, y otras veces maldice a quienes Dios creó a su propia imagen. 10 Y así, la bendición y la maldición salen de la misma boca. Sin duda, hermanos míos, ¡eso no está bien! 11 ¿Acaso puede brotar de un mismo manantial agua dulce y agua amarga? 12 ¿Acaso una higuera puede dar aceitunas o una vid, higos? No, como tampoco puede uno sacar agua dulce de un manantial salado.[a]

Tu vida muchas veces es una incongruencia y por eso Dios no te bendice, Él te deja ver su bondad para atraerte, más vale que tus palabras sean de vida y no de mal. No hables mal de tus líderes, ni de tus pastores, bendice en todo tiempo, porque son pruebas que Dios te pone para ver si puede confiar en ti.
Prepárate para comer.

Cuando tu vas a comer, arreglas la mesa antes de servir; así mismo antes de Dios traer a la creación al hombre, ordenó todo, porque el orden produce milagros, y en tiempo de borrón y cuenta nueva debemos poner en orden todo en nuestra vida. La mejor manera de hacerlo es obedeciendo la palabra de Dios.

Viernes, Enero 19, 2018

Visítanos en nuestros servicios

Viernes: 7:00PM, Domingos: 7:00, 9:00 y 11:00AM, 5:00 y 7:00PM

Reproducir video